ChatGPT predice que para el año 2075, la mayoría del mundo será vegana

Sospechábamos que los días del bistec poco cocido estaban contados; todo lo que necesitábamos era un calendario para prepararnos para la llegada global del veganismo. Como periodistas rigurosos, los editores de un artículo del Daily Mail simplemente pidieron a ChatGPT algunas previsiones. Ahora puedes planificar tus menús para las próximas décadas.

Para que el agente conversacional de OpenAI pudiera establecer esta cronología, tuvo que digerir algunas informaciones recopiladas, en particular, por NPD Group, el especialista estadounidense en estudios de mercado. La empresa midió así el peso actual y futuro de las preocupaciones relacionadas con el medio ambiente, la salud y el bienestar animal entre las generaciones más jóvenes, para delinear cuál será el futuro del mercado alimentario.

Las predicciones de la inteligencia artificial (IA) son las siguientes. Entre 2024 y 2030, los jóvenes (en particular los habitantes de las zonas urbanas) deberían reducir la presencia de carne en su dieta. Las alternativas de origen vegetal ganarán popularidad y las inversiones se centrarán cada vez más en otras fuentes de proteínas.

Entre 2030 y 2040, se desarrollarán alternativas, por ejemplo la carne cultivada a base de células, y serán cada vez más asequibles. Regiones enteras registrarán un descenso muy claro de la actividad ganadera.

A partir de 2040, los menús basados en plantas irán más allá de las poblaciones más militantes para conquistar a nuevos consumidores. Esta tendencia irá acompañada de gobiernos que complicarán aún más la cría tradicional, condicionándola a menores consecuencias medioambientales.

Finalmente, entre 2055 y 2075, la producción de carne animal sufrirá una importante transformación ética y medioambiental y el consumo de productos cárnicos quedará asociado a una práctica tradicional. En resumen: la carne se convertirá en un producto de nicho.

El regreso de McVegan

Esos son los puntos principales. Pero ChatGPT va un poco más allá y no duda en contarnos algunas de las etapas de este trastorno alimentario. Según la inteligencia artificial, los subsidios agrícolas gubernamentales se concentrarán, para 2037, en la producción de cultivos.

En 2057 (precisamente), el veganismo finalmente será considerado una forma de comer que no requiere juicios y ya no será considerado “alternativo”. Sin embargo, tendremos que esperar hasta 2068, nos dice la IA, para beneficiarnos del regreso de McVegan.

Sin considerar necesariamente ejemplar este enfoque periodístico, hay que señalar que esta cadena de previsiones, a priori “lógicas” ya que se realizan mediante un algoritmo, sólo tiene como punto de partida las encuestas de opinión. Más que los resultados objetivos de los estudios medioambientales o la opinión de los economistas, es la conciencia de los más jóvenes, de las generaciones Y y Z, lo que puede hacer posible cambiar las cosas.

Evidentemente toda esta cronología hay que leerla en condicional, pero como hace cincuenta años la película Sol Verde casi anuncia lo que íbamos a comer hoy (la película transcurre en 2022), nos diremos que este nuevo intento Esta predicción es bastante tranquilizadora. Depende de nosotros acelerar un poco el movimiento si todavía queremos tener dientes para disfrutar de nuestro próximo McVegan.

Califica Esta Página

BLOG