Inteligencia artificial: Microsoft integrará tecnologías de OpenAI en Bing

¿Es esta la respuesta al desafío? Al día siguiente del anuncio de Google sobre un competidor del exitoso software de OpenAI, ChatGPT, el líder de Microsoft hizo su propia declaración. Estamos al umbral de una “nueva era” para las búsquedas en Internet, proclamó Satya Nadella el martes 7 de febrero, anunciando que el gigante informático estadounidense integrará tecnologías de inteligencia artificial (IA) desarrolladas por la startup OpenAI en su motor de búsqueda Bing. “La competencia inicia hoy”, declaró, haciendo alusión a Google, dominante en este mercado.

La expectativa en torno al anuncio de Microsoft venía creciendo desde el año pasado, cuando el éxito de ChatGPT, más allá de los círculos tecnológicos, posicionó a la IA “generativa” como una tendencia clave. La web “nació en los ordenadores personales”, “evolucionó con los móviles y la nube” y ahora la IA “transformará por completo la web”, comenzando por las búsquedas en línea, aseguró Satya Nadella durante una conferencia de prensa cuyo tema se mantuvo en secreto hasta último momento.

Miles de millones invertidos

Microsoft invirtió mil millones de dólares en OpenAI en 2019 y recientemente cerró un nuevo acuerdo multimillonario con la startup californiana fundada en 2015. Hasta entonces, esta empresa solo era conocida en ámbitos limitados, por dos softwares de creación automatizada, DALL-E para generación de imágenes y GPT-3 para generación de texto. ChatGPT, basado en GPT-3, funciona como un chatbot y produce textos impresionantes a simple solicitud (ensayos, eslóganes, poemas, códigos informáticos, etc.).

“Integramos el modelo de IA en nuestro motor de búsqueda y vimos que la tasa de resultados precisos experimentó el mayor salto en dos décadas”, explicó Yusuf Mehdi, vicepresidente de grupo de Redmond (noroeste de Estados Unidos). Demostró cómo la nueva tecnología debería transformar Bing, especialmente con respuestas directas a las preguntas de los usuarios, en vez de meros enlaces a otras páginas web.

¿Qué debe preocupar a Google?

El directivo comparó la IA con un “copiloto” para los usuarios, quienes podrán dialogar directamente con el chatbot integrado. Los avances de OpenAI han colocado nuevamente a Microsoft en la competencia por la innovación en línea, preocupando incluso al gigante Google. En diciembre pasado, Google poseía aproximadamente el 84% del mercado de búsquedas en línea, en comparación con el 9% de Bing, según Statista. En un año, el motor de búsqueda de Microsoft ha ganado un 2% sobre el gigante del sector.

“Una mayor integración de ChatGPT y algoritmos en Bing podría, a futuro, cambiar el equilibrio de poder en este mercado a favor de Redmond”, señaló el analista Dan Ives de Wedbush. Microsoft ya ha comenzado a integrar tecnologías de OpenAI en sus propias herramientas.

En octubre, la compañía presentó “Designer”, un nuevo software que se apoya, en parte, en Dall-E, el generador de imágenes de OpenAI. Debería permitir “generar instantáneamente una variedad de diseños con muy poco esfuerzo”, afirmó Liat Ben-Zur, vicepresidenta del grupo, en un comunicado. “Cualquiera puede ser creador con las herramientas adecuadas. Casi 20 millones de consumidores estadounidenses crean contenido en línea y lo monetizan”, añadió.

Integraciones futuras

Microsoft planea incorporar Designer en Edge, su navegador de Internet, mucho menos utilizado que Chrome (Google) o Safari (Apple). El grupo de Redmond también desarrolló Copilot, un servicio de pago lanzado en junio de 2022 para ayudar a los ingenieros a generar código informático con el apoyo de la IA de OpenAI.

Y recientemente se añadió GPT-3.5 a la plataforma profesional Teams para hacer las reuniones más “inteligentes y personalizadas”, incluyendo resúmenes generados automáticamente.

Esta nueva estrategia se despliega en un momento delicado para la empresa que, al igual que la mayoría de los grandes conglomerados tecnológicos, anunció un extenso.

Califica Esta Página

BLOG